8 claves del turismo sostenible

¿Eres un viajero responsable y comprometido con el medioambiente? Aquí te dejamos algunas claves para que tus viajes no dejen huella en nuestro planeta.
8 claves del turismo sostenible

Índice de contenidos

Buscar nuevas experiencias, conocer otros lugares o experimentar distintas sensaciones son algunos de los placeres que solemos atribuir al hecho de viajar y es que, ¿a quién no le gusta viajar?

Es probable que si hay alguien en la sala a quien viajar no le suscite demasiado interés probablemente encuentre su explicación en que ha practicado poco o nada esta actividad.

Pero centrémonos en todos aquellos viajeros empedernidos que siempre encuentra hueco para coger un avión y plantarse en cualquier lugar porque son estas personas las que más deben tener en cuenta la práctica de un turismo responsable.

Conocer nuevos entornos está bien, de hecho, hay estudios que demuestran que viajar nos hace felices o al menos así lo refleja un estudio del psicólogo Thomas Gilovich. La explicación se encuentra en la plenitud que alcanzamos al coleccionar experiencias y los recuerdos que de ellas almacenamos, proporcionando felicidad y placer duraderos.

Pero no nos detendremos en enumerar los distintos y placenteros beneficios que nos aporta viajar. Más bien nos centraremos en conocer cuáles son las claves de practicar el turismo sostenible, una forma respetuosa con el medioambiente de conocer nuevos lugares y a las que todo viajero que se precie debería prestar atención.

¿Qué es el turismos sostenible?

Según la Organización Mundial del Turismo (OMT), entendemos por turismo sostenible aquel “turismo que tiene plenamente en cuenta las repercusiones actuales y futuras, económicas, sociales y medioambientales para satisfacer las necesidades de los visitantes, de la industria, del entorno y de las comunidades anfitrionas”.

Explicado de una manera más sencilla todavía, el turismo sostenible es esa práctica que tiene en cuenta el entorno y la sociedad que en él habita así como las cuestiones económicas que repercuten a todos en conjunto.

Estaremos practicando turismo sostenible cuando al visitar un determinado lugar estamos cuidando y protegiendo hasta el último rincón, valorando su población y contribuyendo al desarrollo de la zona generando, por ejemplo, beneficios económicos para las personas y entidades que trabajan por conservar los espacios naturales.

Veamos algunas claves a tener en cuenta para que nuestro viaje sea lo más respetuoso posible con el medioambiente:

1. Planifica tu viaje a través de entidades que tengan en cuenta los principios del turismo sostenible

Ya sea a través de internet o contratando los servicios de un tercero, apuesta por proveedores responsables con el medioambiente y con los derechos de las personas. Cada vez encontramos, por ejemplo, más alojamientos que comparten los fundamentos del turismo sostenible.

2. Haz un uso eficiente de los recursos

Vayas donde vayas sé consciente de la importancia de los recursos naturales como el agua y realiza un consumo responsable. De igual modo hazlo con la energía. Recuerda que menos es más.

3. No generes residuos

Una clave fundamental del turismo sostenible es la no generación de residuos. Cuando visites algún lugar procura que tu paso sea imperceptible, como si nunca hubieras estado. Para ello es primordial dejarlo todo tal cual lo encontraste y por supuesto sin ningún residuo.

4. Informáte del lugar que visitas

Es importante contar con toda la información relevante del lugar al que vas a viajar sobre todo a la hora de hacer turismo por espacios protegidos o sensibles donde debes causar el menor impacto posible.

Por ejemplo, imagina que vas a conocer selvas o reservas de arrecifes de coral, tu visita en estos lugares debe ser cautelosa y no dejar ninguna huella.

5. Compra souvenirs locales

A la hora de comprar recuerdos de la zona que visitar apuesta por las tiendas locales. Además de conseguir un objeto autóctono y artesanal, la mayoría de las veces, estarás ayudando al desarrollo económico de la población.

6. Empápate de su cultura y gastronomía

El turismo sostenible promueve el equilibrio entre ser humano y entorno. Por ello, una buena forma de viajar respetando el entorno y la población que en él conviven es prestar atención a sus costumbre y consumir sus productos. Esta será la mejor forma de conocer su cultura y forma de vivir.

Comprueba si existen proyectos comunitarios en lugar al que viajas y apóyalos. En muchas ocasiones existen visitas guiadas a cargo de la gente local, ¿qué mejor opción que el propio habitante para enseñarte el lugar?

7. Elige siempre el transporte más sostenible

Siempre que puedas elegir la forma en que te desplazas, apuesta por el medio de transporte que menos contamine. En la actualidad, existen numerosas vías verdes en los entornos naturales lo que supone, además de una forma diferente de conocer el entorno, un método ecológico y comprometido que no emite gases contaminantes.

8. No importa el lugar, practica siempre el turismo sostenible

Las claves que aquí te mostramos para que practiques el turismo sostenible no son exclusivas de bosques, selvas o parajes naturales. Son aplicables a cualquier visita y siempre debemos tenerlas en cuenta viajemos al lugar que viajemos.

Como ves, realizar turismo sostenible no es más que actuar respetando el medioambiente, la cultura y la población que habita en el lugar que se visita. También ser conscientes de que todas nuestras acciones tienen un impacto en el entorno y no dejar huella de ningún tipo a nuestro paso es fundamental a la hora de practicar conocer nuevos espacios.

Además de estas alternativas para ser un viajero responsable, aquí te dejamos algunas claves para ser una persona que cuida del planeta todos los días.